9.22.2009

Lo supe cuando ví a mi madre llorar por primera vez.
¿Qué motiva a una madre a llorar así, de manera tan callada y escandalosa a la vez?
¿Qué puede ser más fuerte que dar vida?
Quizá por entonces haya decidido mi profesión, sin hacerlo consciente.
Me aparté de los demás, me convertí de a poco en un solitario...tenía miedo.
No lo supe entonces, como tampoco puedo precisarlo ahora.
'Jhonny'. Ese era mi nombre, reclamado después por Isabel para su hijo.
Debo aceptar que me había familiarizado con el nombre. Mi madre solía sacarlo a relucir a cada oportunidad: 'Jhonny me está costando la reputación', '¡Ay, Jhonny! Otra vez hablando solo...'. Recuerdo el día en que, con una cara transformada [deformada], se volvió para gritarme '¿por qué no te largas de una vez?'.
Heme aquí. Madre, perdóname por no ser Jhonny.

Lidia Laflor

1 comentario:

Miss Malerige dijo...

pasando a saludar....que foto tan mas surreal jijiji

el escrito muy bueno, felicitaciones a quien tejio esas letras...y a usted por una foto tan ad hoc

mi tarde se ha vuelto noche y amenaza con cambiar a madrugada....debo marcharme ya....pero le dejo un afectuoso abrazo desde arriba (asi estoy con respecto a tuxtla segun el atlas de geografia)

byeeeeee